josecarlosEL RINCON BEISBOLERO / Por Jose Carlos Campos
Beisbol bajo analisis, Sin Censura. Lo veraz no quita lo decente. Respeto de ida y vuelta. Twitter @elrinconbeisbol

ROY HALLADAY, UNO DE LOS GRANDES

RINCÓN BEISBOLERO

Por: José Carlos Campos

 

hALADAY7 de Noviembre de 2017- Se entiende que quien tenga poco viendo béisbol no entienda el lazo entre tres figuras de la pelota en diferentes épocas. Así como Roberto Clemente en 1972 y Thurman Munson en 1979, a Roy Halladay una tragedia aérea vino a cortarle la existencia. Se ha ido uno de los últimos virtuosos del pitcheo, uno de esos artesanos del difícil arte de lanzar y esencialmente, uno de esos peloteros que bien pasan por el calificativo de “guerreros del diamante”.

 

La noticia bien valió la pena, consternación, pena y dolor. Quien fuera estelar de Azulejos de Toronto y Filis de Filadelfia falleció en accidente en las costas del golfo de México a bordo de una avión que recién había adquirido. Así, en un instante, se cegó la vida de un auténtico estelar del béisbol, con apenas 40 años de edad.

 

No es tema ahora polemizar si merecía estar o no en el Salón de la Fama. Debatir si sus números alcanzaban o no para ingresar a Cooperstown. Lo que es válido es repasar que este hombre dejó 203 victorias de por vida, que dos veces ganó el trofeo “Cy Young” y que debe recordarse por su condición de pitcher de pies a cabeza, un cirujano del montículo.

 

Qué bueno fue verlo en acción, disfrutar de lo mucho que ofrecía y recordarlo no por la fatuidad de llamarlo “tirapiedras” sino por su condición de arquitecto de grandes y memorables juegos de los que fue protagonista.

 

Y allá en el cielo, Clemente y Munson estarán esperando que les lance el “Doc”. Uno de los grandes.

 

CAMBIO- Se sacude la modorra de la extrema ortodoxia al darse a conocer que los Naranjeros de Hermosillo cambiaron a los Venados de Mazatlán a Carlos “Chispa” Gastelum, que ante los ojos de los aficionados es un “histórico” del club naranja.

 

“¿Cómo se atrevieron?” preguntan los que la afición hace indignar. ¿”Por qué deshacerse de un pelotero emblema”? ¿”Por qué faltarle al respeto de esa manera”?

 

Gastelum no es ni el primero ni seré el último pelotero que llegue a esa parte de la carrera en que ya no lo ven como varios creen que debe seguirse viendo. El pelotero no es eterno, no juega hasta los 65 años y se va porque el Seguro Social te pensiona. Se van los años de máximo rendimiento y tarde que temprano llega el declive.

 

Con 38 años de edad, Gastelum estaba anclado en la banca de los Naranjeros, ofreciendo un bajo .149 de bateo en solamente 19 juegos. ¿Acaso no es más falta de respeto tenerlo en la banca o se debe sostener “porque es un emblema”? ¿Qué sería entonces lo más conducente, ponerlo a jugar hasta que diga “ya no puedo” p que el mismo público lo exija?

 

Recordemos que alguna vez, en verano, Héctor Espino fue sorteado entre 20 equipos y nadie lo quiso.

 

BRONCA- Mientras que la LMB lleva acabo su “escuela de invierno” en León, Guanajuato, y Javier Salinas le hace al profesor Patiño (sin su maestra Canuta) en la liga de fogueo que sostiene el circuito, la Liga Invernal Mexicana, se armó un zafarrancho entre los Diablos Rojos locales y los visitantes Toros-Bravos de Moroleón.

 

Zafacoca a punta de trompadas que la magra asistencia convocada al estadio “Fray Nano” pudo apreciar (y despreciar, en su caso), provocada por asuntos propios del juego. Pero hete ahí que no faltó el “genio” que lo atribuyó al “mal manejo de a las redes sociales” por parte, faltaba más, del cuadro visitante.

 

Otra vez salen de su “castillo de la pureza” los tamemes de ocasión para justificar la chuleta rindiendo honores del Tlatoani-mecenas en turno: “los visitantes nos provocan a nosotros que somos puros, castos y escutios”.

 

Sanciones de por medio, que no estuvieron baratos, se abre espacio para la reflexión de esos mismos amos de la sumisión y culiempinadismo. Sus teorías conspiratorias de a peso la docena bajo la merecida crítica. Que si concluyen que esta bronca es derivación del “pique” entre las dos mulpropiedades (una supuesta, la otra declarada), lo sensato es pensar que en eso gana Toros al llevar más gente a su estadio mientras en la ciudad de México…bueno ahí lñes queda su “castillo de la pureza”.

 

SUMMIT- Habría que pensar que el llamado “Summit” de la LMB celebra ben Puebla es apenas el comienzo de una obra que tardará rato en poderse concretar. Salinas expone su proyecto de cinco años y por lo tanto, esperar resultados inmediatos es exigir mucho.

 

Lo que se sabe del primer día de actividades no fueron más que rimbombancias, lugares comunes y que a las mascotas hay que conservarlas porque “peloteros van y vienen”.

 

Habrá un plazo de maduración que demanda paciencia, ajustarse a eso de “tiempo al tiempo”. Capaz y que para el 2022 los Olmecas de Tabasco son campeones gracias a la sabermería.