LA CORRUPCIÓN EN LMB

RINCÓN BEISBOLERO

Por: José Carlos Campos

 

Gallo317 de Noviembre de 2017- Más que recomendable la columna de Alfonso Lanzagorta que está publicada en ElRincónbeisbolero.com, en la cual analiza el reciente despido de Rene Gayo, director de búsqueda de talentos en Latinoamérica, por los Piratas de Pittsburgh. Aunque el boletín oficial mencione que el cese fue por “violar las reglas”, lo cierto es que se trata de vil corrupción y gandallez.

 

En el centro de la acusación, el hecho de que se confabuló junto con “un equipo del béisbol de verano de México” de tal forma que “compensación” de por medio, elevó el costo del entonces prospecto Luis “Caballito” Heredia por el que los Piratas terminaron pagando 2.6 millones de dólares de los cuales, al modo, ese equipo mexicano recibió más del 75 por ciento (que sirvió pada darle su parte a Gayo).  

 

En esta liga pueden darle lectura a la columna de Lanzagorta http://elrinconbeisbolero.com/index.php/colaboradores/alfonso-lanzagorta/4581-los-sobornos-de-ren%C3%A9-gayo.html-

 

Pero, previa permiso de Poncho, quisiéramos ponerle adendum a su imperdible colaboración.

 

Partimos de la base de que no es un caso aislado que ponga a salvo a nadie. El Águila de Veracruz de 2011 (año en que se dio la firma de Heredia) fue ese equipo que sobornó a Gayo, es la franquicia que ahora está en Nuevo Laredo y que preside José Antonio M(Tr)anzur. En ese entonces el co-dueño del club era el gobierno del estado de Ver cruz, ergo, Javier Duarte.

 

Los actos de colusión de este calibre pudieron haber nacido desde que Mike Brito no hacía películas de ficheras y que a Lee Sigman varios clubes le ponóan las cruces. La (supuesta) extensa red de buscadores “locales” puede y haya surgido al calor de estas tranzas que de alguna manera, se asocian con el acaparamiento de talento nativo que se fraguaba con las labores de un “topo” desde las oficinas de LMB en apoyo a Roberto Mansur, hoy en retiro.

 

SANCIONES- Mientras que MLB no castigará a Piratas por el caso, en LMB no debiera aplicarse ese plan de buen samaritano. Hace años corrieron de por vida (luego cambiaron la decisión a dos años) a Enrique Rosado, impresentable directivo de Campeche por el asunto de Alfredo Despaigne (que jugó con pasaporte dominicano), investigó hasta con polígrafo el asunto del pago por debajo de la mesa José Lima (caso Saraperos-Sultanes) y recientemente le pusieron multa de cinco millones de pesos a la directiva de Leones de Yucatán por jugar a Ronnier Mustelier con el pasaporte de Maikel Cleto.

 

Lo de Gayo es para poner una sanción EJEMPLAR a quien dio el soborno antes de que las Grandes Ligas lo exija. Que si  le toca a Pepe Toño Manzur, que le toque, que no se diga que esas son cosas “de la vieja MLB”.

 

Y enfrente tienen el caso Tigres-Diablos que no puede quedar en castigar solamente al “Pollo” Minjarez, cual si este hubiera urdido la tranza. Porque no se manda solo en una organización (Diablos) donde la voz de Mecenas es la voz del Tlatoani.

 

Que si Javier Salinas, nuevo encargado del changarro, quiere realmente presentar una “nueva LMB”, que convenza a sus patrones de que la cosa va en serio proponiendo y ejerciendo castigos ejemplares. Tanto peca la vaca como el que le levanta la pata.

 

Y así, que se dicte la desaparición de las épocas de los personajes “sagrados”. El encaje es bueno pero no tan ancho.

 

MUTE- Y de paso, nada raro que ojala que en este asunto de Gayo y el de Tigres-Diablos no impere el silencio. Pareciera que el virus de la “Ley Omerta” les ha afectado y nada se dice en público, cero declaraciones, cero pronunciamientos.

 

Si acaso, las vociferaciones sin sentido de los perros falderos (jilgueros a sueldo) anunciando que “de la Liga Invernal Mexicana están exportando managers a la LMP”. El culiempinamiento a todo lo que da pero de la corrupción imperante, todos en mute.

 

Lo peor mes pensar en todo lo que hay detrás, todo el cochinero que debe existir en una liga en donde la corrupción tocó fondo y ha sido descubierta.

 

Tantita vergüenza no caería mal.

 

FE DE ERRATAS- Hace días que se dijo que así como en LMB, en la LMP es fácil que sucedan casos como el de Mustelier lo mejor sería averiguar antes. Las cosas no suceden porque el pelotero quiera sino porque las directivas quieran hacer la tranza.

 

En el Pacífico, se revisan los documentos migratorios, se hace un seguimiento a la documentación y se trata siempre de no ser engañados. Así ha sido desde hace rato.

 

En el verano la cosa ha sido más relajado el asunto porque ya se está viendo, la corrupción se ha estilizado de tal forma que entre los socios se engañan. Y que no revire el hater de los “ciertos personajes”. Defender lo indefendible es tarea de tontos.